fbpx
¿Qué es la criogenización?

¿Qué es la criogenización?

Luego de un largo tiempo, las historias de ciencia ficción que giran alrededor del concepto de la criogenización se han convertido en una posibilidad concreta. Se trata de una actividad que se desarrolla actualmente y no tiene relación alguna con la leyenda urbana o con lo que muestran las películas.

La criogenización consiste en un proceso de conservación de seres vivos a bajas temperaturas, con el propósito de mantenerlos con vida. Siempre y cuando sea en un estado latente para poder curarles en un futuro cuando la tecnología y la medicina avancen.

Esta idea está destinada a alargar la vida o, en algunas ocasiones, intenta devolver la vida a personas que hayan sido conservadas después de fallecer. Esto, hoy en día, parece una utopía, pero seguramente puede convertirse en una realidad en algunos años.

En la actualidad, ya han surgido algunas empresas que se dedican exclusivamente a la criogenia. Estas compañías suelen ser sin ánimo de lucro y utilizan esta ciencia para preservar a sus clientes. En este artículo encontrarás más información con respecto a esta temática y te enterarás de las principales particularidades de la criogenización.

La Criónica y la cápsula criogénica

La Criónica es la ciencia que estudia la preservación de seres humanos que la medicina no puede hacer para mantener con vida, a bajas temperaturas.

En este sentido, aparece el concepto de cápsula criogénica. Se denomina así al depósito de nitrógeno líquido en donde el cuerpo de los difuntos es colocado para ingresar en un estado de criogenización a más de 196 grados bajo cero. Las empresas que se dedican a la preservación criogénica son las que se encargan de conservar estas cápsulas y el control de los cuerpos depositados en estado de congelación máxima.

¿En qué consiste la criogenización?

La criogenización es la preservación de células y tejidos orgánicos para evitar cualquier mínimo deterioro. Además, se requiere un baño de nitrógeno líquido y compuestos anticongelantes en un depósito de baja temperatura para que los tejidos no sufran ningún daño.

Por lo tanto, si se lo toma desde un punto de vista teórico, las personas que fallecen clínicamente no están muertas, sino que su vida es detenida con la esperanza de que pueda reactivarse en el futuro.

Hoy en día, más de 2.000 personas alrededor del mundo han firmado contratos con compañías de criónica para ser preservados en criogenización cuando hayan sido declarados muertos.

¿Cómo es el proceso de criogenizar a una persona?

Para que el proceso sea completamente legal y efectivo, se tienen que tener en cuenta algunos aspectos claves. Como es el ejemplo de que, para empezar con esta técnica, primero se debe declarar la muerte legal de la persona. Y, tan pronto como se declare muerto, tiene que empezarse el proceso.

Cabe destacar que, previamente a la muerte de una persona, un equipo de una determinada empresa se encuentra cerca del paciente para agilizar todo el proceso.

Cuando se declara y se certifica la muerte legal, tiene que empezar el proceso de criopreservación restaurando la circulación sanguínea y la respiración de manera artificial para proteger el cerebro, dado que las células de este son completamente sensibles a la falta de oxígeno. Luego de esto, se enfría al paciente con un baño de agua helada, y su sangre es sustituida con un líquido de preservación de órganos.

Durante las primeras 24 horas después del fallecimiento, el paciente es transportado con mucho cuidado al quirófano de la empresa en cuestión.

En los días posteriores, el cuerpo del paciente es enfriado a 196 grados bajo cero, preservándolo en estado sólido y contra el deterioro con la esperanza de, en algún momento, poder reanimarlo gracias a los avances en ciencia y tecnología que haya en el futuro.

Sin embargo, es necesario dejar en claro que ningún tipo de organización criónica puede revivir a un paciente hoy en día. Aunque, se espera que en el futuro se pueda hacer gracias a la nanotecnología y a otros avances médicos.

Actualmente hay muchos pacientes que han contratado este servicio a las empresas que se dedican a esto. No obstante, va a haber que esperar algunos años para verificar y comprobar que esta práctica pueda tener una aplicación real o no.

Ir al contenido